Sociedad

Andrea Jordán e Iliana Ortega son agasajadas con almuerzo y alegría

SAN PEDRO SULA. Amigas de siempre y se han graduado juntas. Por eso y tantas razones más, Andrea Jordán e Iliana Ortega, celebraron su triunfo colegial con un lindo almuerzo familiar.

Sus padres Iliana Lozano de Ortega y Julio Ortega y Claudia Kattán de Jordán y Sergio Jordán, las festejaron con un hermoso encuentro social; con la finalidad de desearles éxitos ahora que son bachilleres internacionales de la clase 2018 de la Escuela Internacional Sampedrana.

[thb_gap height=»30″][thb_image image=»24305″]
Iliana e Iliana Ortega con Andrea y Claudia Jordán. Foto Gerardo E. Barrera 
[thb_gap height=»30″]

Se escogió el salón principal del hotel Real InterContinental. La exuberancia del color rojo destacó en los espacios y mesas, en combinación con el tono oro y una pizca de negro; todo seleccionado por las mares de las futuras universitarias.

Las rosas fueron la inspiración decorativa, logrando un efecto de elegancia y alegría, en honor a Andrea Jordán e Iliana Ortega.

[thb_gap height=»30″][thb_image image=»24319″]
El salón mayor del hotel Real InterContinental acogió el doble agasajo para Andrea Jordán e Iliana Ortega. Foto Gerardo E. Barrera 
[thb_gap height=»30″]

El encuentro fue propicio para el agradecimiento por parte de los pares de las graduadas, así como las lindas y sinceras palabras de las festejadas, quienes estaban felices por compartir con gente que las ha acompañado a través de sus años colegiales.

Tanto Andrea como Iliana, ya tienen escogidas las carreras y universidades donde cursarán su carrera académica. La primera, se va a Boston, Massachusetts; a estudiar mercadeo en la universidad de Bentley; la segunda, comenzará medicina en la Universidad de Monterrey, México.

[thb_gap height=»30″][thb_image image=»24295″]
Alberto, Karla, María Eugenia, Paola y Carlos Lozano. Foto Gerardo E. Barrera 
[thb_gap height=»30″]

La celebración de Andrea Jordán e Iliana Ortega, transcurrió entre amenas charlas, mucha alegría y un ambiente de fraternidad. Lo mejor en manjares propios de la casa hotelera, así como licores a cuales mejores, se dispusieron.

No faltó la agradable música que propicio que los más de 60 invitados, compartieran hasta el anochecer, en medio de total fraternidad.

Las dos graduadas, ahora mismo, están disfrutando de sus últimos días en San Pedro Sula; ya que pronto se estarán mudando a las nuevas ciudades donde residirán por sus estudios universitarios.

[thb_gap height=»30″]
Etiquetas

Más artículos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar