Sociedad

La boda de Sindy Mandujano y Carlos Perdomo

[vc_row][vc_column][vc_column_text]SAN PEDRO SULA. Los enamorados Sindy Mandujano y Carlos Perdomo celebraron su amor, en una espectacular, elegante y clásica celebración nupcial.

Los hijos de los estimados Elia y Conrado Mandujano y Carmen y Carlos Perdomo, llegaron llenos de júbilo, al altar de la iglesia La Sagrada Familia de la fundación Mhotivo.

La feligresía convidada, abarrotó el templo católico, donde Sindy Mandujano y Carlos Perdomo, dieron por finalizado su noviazgo de siete años; y comenzaron, con la bendición de Dios, su hogar.[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][thb_image image=»16937″][vc_column_text]

Los enamorados se juraron amor por siempre, ante el altar de mármol de la iglesia La Sagrada Familia. Foto René Matute 
[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][vc_column_text]Los cantos sacros y una hermosa homilía, enmarcó el sacramento matrimonial. Los padrinos de la boda Perdomo Mandujano son los estimados Carmen y Camilo Mandujano, comprometidos en velar por el bien y futuro de este nuevo hogar.

Sindy Mandujano y Carlos Perdomo estaban de lo más elegantes. La novia estaba preciosa con un diseño de alta costura nupcial de la diseñadora israelí Galia Lahav.

La creación de ricos encajes, era en línea sirena con prominente y exquisito escote corazón. Su look lo completó con delicados pendientes de la casa Swarovski.  El novio, optó por la etiqueta rigurosa, que lo hizo verse de lo más galante.[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][thb_image image=»11371″][vc_column_text]

Los invitados celebraron con los recién casados toda la noche. Foto: Irvin Cruz 
[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][vc_column_text]Tras la ceremonia, la celebración con su respectivo banquete nupcial, se ofreció en el salón Napoleón del centro de convenciones del hotel Copantl.

La fabulosa decoración, fascinó a todos, principalmente a la pareja; quien confió para diseñar, organizar y hacer realidad el mejor día de sus vidas; en el talento de la exitosa wedding planer Annamaría Durón de Dieckmann.

`El vestíbulo era alucinante, ambientado con un arco repleto de rosas blancas y elegantes espejos, con leyendas que indicaban la ubicación de cada invitado. Una muralla en verde naturaleza, completó el woao factor de la entrada.[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][thb_image image=»16949″][vc_column_text]

El salón lució una impecable y muy bien lograda ornamentación clásica. Foto René Matute 
[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][vc_column_text]Ya dentro de la recepción, los tonos blanco, golden y una puesta en escena de ensueño, cobraban protagonismo al máximo nivel. Los arreglos eran opulentas, todo en primavera fresca. Se mezcló diverso montaje, desde sillas Chanel, Luis XV y mesas de dimensiones variadas.

La gran diseñadora floral certificada Jackeline Cabrera, fue la florista especializada, quien creó cada arreglo que enamoró desde los novios hasta los invitados.

Tanto Annamaría Durón de Dieckmann como Jackeline Cabrera, interpretaron el clasicismo y el romanticismo con magistralidad, dándole un toque vintage con lámparas chandellier con destellos boreales.[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][thb_image alignment=»center» image=»16968″][vc_column_text]

Carlos Perdomo y Sindy Mandujano compartieron de su amor en una inolvidable recepción. Foto René Matute 
[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][vc_column_text]Sindy Mandujano y Carlos Perdomo, para su primer baile como esposos, danzaron con total complicidad el hit Perfect de Ed Sheehan ft. Andrea Boccelli, al son del violín.

La celebración tuvo música moderna, gracias al deejay Natty Paz, y las emociones propias de una boda para recordar por siempre.

A la medianoche y como dicta la tradición en Honduras, llegó la hora loca y desde Tegucigalpa vino Chepe Show y su compañía de baile, con un espectáculo que catapultó los ánimos de la gente.[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][thb_image alignment=»center» image=»16945″][vc_column_text]

La pista de baile fue engalanada con un tapizado impecable, con las iniciales de los contrayentes. Foto René Matute 
[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][vc_column_text]La celebración por el amor de Sindy María Mandujano y Carlos Alberto Perdomo duró hasta el amanecer, tras la degustación de manjares a cuales mejores, desde gourmet hasta internacionales.

La luna de miel, fue un espléndido recorrido que comenzó por Miami, Estados Unidos. Luego, los recién casados continuaron por Paris, Francia; Florencia, Roma y Milán en Italia, Madrid y Barcelona en España.[/vc_column_text][thb_gap height=»30″][/vc_column][/vc_row]

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba